Data: Anábasis, la primera y más completa crónica de guerra

La Anábasis (expedición / subida, en griego) fue una obra escrita a fines del siglo V a.C. por Jenofonte (nacido alrededor del 430 a.C. / fallecido en torno al año 356 a.C.) uno de los líderes de la mayor fuerza de mercenarios reunida en la antigüedad: los Diez Mil.


Los Diez Mil estaban constituídos estrictamente por hombres de las diferentes polis (ciudades) griegas, que habían respondido al llamado de Ciro el Joven, quien disputaba a su hermano Artarjerjes II el trono del Imperio Persa. Sin lugar a dudas, Grecia era el lugar ideal para hacerse de un ejército privado, ya que en aquel entonces estaba sobrada de soldados desocupados que habían combatido en la Guerra del Peloneso (431-404 a.C). La larga duración del conflicto había provocado un cambio en el concepto de milicia: la figura del ciudadano-soldado evolucionó hacia la de un combatiente profesional, que hacía la guerra por dinero (o un bótín, llegado el caso).
Quien se encargó de reclutar a los Diez Mil, fue un ex general espartano exiliado en Persia, llamado Clearco. Fue así que arcadios, espartanos, atenienses, cretenses, entre otros, marcharon en número de 13.000 hacia Medio Oriente para luchar por un príncipe que había tenido que inventar un motivo para justificar semejante convocatoria de guerreros. La excusa para no levantar las sospechas de Artarjerjes fue el inicio de una campaña contra los pisidas, un pueblo bárbaro que vivia en las montañas del Taurus (sur de Turquía). Claro, a los griegos también se les había dicho la misma mentira. En realidad esta iba a ser la primera mentira de tantas. El comienzo de un fracaso, de una odisea que tendrían que soportar los griegos para salvarse y poder volver a sus hogares. “La Anábasis”, “La marcha de los Diez Mil”, la primera y más mportante crónica de la historia sobre una campaña militar.

Imagen de un jarro griego que muestra a hoplitas luchando.

Jenofonte, el autor de “La Anábasis.

Arquero persa.