Bautismo de fuego de la Fuerza Aérea Argentina (Malvinas, 1 de mayo de 1982)

Antes de que se aboquen a la lectura de este texto que fue extraído del sitio oficial de la Fuerza Aérea Argentina, me parece que se hace necesario transcribir algunas siglas:

- BAM: Bases Aéreas Militares.
- RAF: Royal Aire Force (Real Fuerza Aérea).
- FAS: Fuerza Aérea Sur.
- PAC: Patrulla Aérea de Combate.
- MN: Millas Náuticas.
- CIC: Centro de Información y Control.
- ELMA: Empresas Líneas Marítimas Argentinas.
- HMS: Her o His Majestic Ship (buque de su majestad).
- RN: Royal Navy (Armada Real).
- Flt Lt: Flight Lieutenant.
- LtCdr: Lieutenant Commander.

Sábado 1º de mayoCronología de acciones -

El parte meteorológico

Lluvioso y techos bajo mínimo en los aeródromos de despliegue de la Fuerza Aérea Sur, que dificultarían la operación de los aviones de combate argentinos.

La situación de la Task Force

El 30 de abril el grueso de la Fuerza de Tareas inglesa se había reunido en la zona TRALA de retaguardia (área de remolque y reparaciones situada a unos 400 Km al NE de Puerto Argentino). El comandante del grupo de batalla, vicealmirante Woodward, recién arribado al buque insignia, el HMS Hermes, tenía órdenes de atacar al día siguiente, e iniciar la operación Corporate, cuyo objetivo ulterior era la recuperación de las islas.

Los planes británicos

  1. Los británicos habían concebido una operación estratégica conjunta. La Royal Air Force (RAF) con la operación Black Buck(Carnero Negro), por un lado, y, por el otro, el ataque masivo de la Fuerza de Tarea de la Royal Navy con los siguientes objetivos:
    • Destruir los aeródromos argentinos en las islas (BAM Malvinas, en la península de Freycinet y BAM Cóndor, en el istmo de Darwin).
    • Neutralizar los probables ataques de la aviación argentina y lograr la superioridad aérea local.
    • Consolidar una pequeña cabecera de playa, en las proximidades de Puerto Argentino, mediante desembarcos anfibios y/o helicópteros.
    • Infiltrar elementos de fuerzas especiales, en distintos puntos costeros o isleños, a efectos de obtener información táctica del despliegue argentino.
  2. Contaban a su favor, la experiencia obtenida por algunas de sus unidades en Georgias, que habían recuperado la isla sin mayor resistencia y la ausencia de la flota de mar argentina.
  3. Esos factores, sumados al pronóstico meteorológico sobre el continente, que preveía techos bajo mínimo en los aeródromos de despliegue de la FAS, les hizo pensar en la posibilidad de que, frente a una demostración de fuerza y contundencia de los ataques, el comandante de la guarnición argentina en las islas aceptara la rendición inmediata.

Se emitieron las siguientes órdenes:

Grupo 1: Posicionado a cien millas al N/NE de Puerto Argentino, compuesto por el HMS Invincible, ocho Sea Harrier del Escuadrón 801, con naves de escolta, para misiones de defensa aérea, Patrulla Aérea de Combate (PAC).
Grupo 2: A noventa y cinco millas al E/NE de Puerto Argentino, el HMS Hermes, buque insignia y naves escolta, con doce aviones Sea Harrier del Escuadrón 800 para ataque aéreo a objetivos terrestres. De este Grupo debía desprenderse una flotilla de ataque, compuesta por un destructor Clase County y dos fragatas para bombardeo naval al aeródromo de Puerto
Argentino y defensas costeras.
Grupo 3: En zona TRALA, en espera, para helidesembarco y asalto anfibio.

La Operación Black Buck

Ordenada por el Comandante Aéreo Estratégico de la RAF, Marshall Bentham, a las 19:30 hs (hora argentina) del 30 de abril, despegaron del aeródromo Wideawake, en la isla Ascensión, dos bombarderos Vulcan matrículas XM 598 (Mayor Reeve) y XM 607 (Capitán Withers), cargados, cada uno, con veintiún bombas de 1.000 libras. En la ruta, debían reabastecerse cinco veces (como mínimo, en el vuelo de ida) de los aviones tanque Victor.
A las 19:50, despegaron once Victor de los Escuadrones 57 y 58. Un Vulcan y un Victor eran reservas. A poco de navegar, se volvió el XM 598, asumiendo la ejecución de la misión el avión reserva: XM 607. A unas 243 millas de Puerto Argentino, Withers inició el descenso, alcanzando 2.000 pies de altura (700 metros), a 193 millas de Malvinas, y luego fue descendiendo paulatinamente hasta 300 pies (100 metros).
Encendió el radar de bombardeo cincuenta millas antes. Cada diez segundos sonaba la alerta (radar Warning) indicando que había sido captado por el radar argentino. Ascendió, cuarenta millas antes, a 10.000 pies (3.300 metros). El plan se cumplió: el XM 607, con rumbo 235°, atacó a las 04:40. Pese a semejante esfuerzo, sólo una de las bombas impactó al borde de la pista, a cuarenta metros de la cabecera 08, sin neutralizar el aeródromo.
Una de las bombas cayó cerca del vivac de la Compañía de Defensa de la Fuerza Aérea. Sin embargo, y gracias a las previsiones del Jefe de la BAM Malvinas que el día anterior había ordenado la evacuación, hubo que lamentar pocas víctimas. En este ataque murieron heroicamente en sus puestos de centinela los soldados clase 63 Guillermo García y Héctor Bordón que custodiaban las carpas, convirtiéndose en las primeras víctimas aeronáuticas del conflicto.
Tripulación del Vulcan: piloto, Capitán Martín Withers; copiloto, Capitán Peter Taylor; navegador, Capitán Gordon Graham. Del Victor reabastecedor: Capitán Dick Russell; operador de radar, Capitán Bob Wright y oficial de electrónica, Capitán Hug Prior.
Esta operación fue apoyada aparentemente desde tierra, en Malvinas, por comandos ingleses; el ataque contó con la ayuda de luces rojas (podrían ser guiado láser) que brindaron a los pilotos la dirección de ataque y/o el punto de lanzamiento.

Imagen de previsualización de YouTube

Los pilotos participantes de la operación Black Buck brindan su testimonio en el 2007.

Imagen de previsualización de YouTube

La primera orden de ataque

La primer Orden Fragmentaria impartida por la FAS fue la Nº 1090: dos Mirage III, indicativo “Fiera“, misión: cobertura Puerto Argentino, armamento: dos misiles Magic. Esta escuadrilla despegó a las 06:40 hs. Tripulantes: Mayor José Sánchez, Capitán Marcos Czerwinski, preludiando nuestro bautismo de fuego. Pasadas las 07:30, sobrevolaban Puerto Argentino, sin encontrar actividad aérea enemiga. En realidad, había dos aviones del portaaviones HMS Invincible en el aire, en PAC (E y NE de Puerto Argentino), pero no se advirtieron mutuamente. Aterrizaron en Río Gallegos, a las 08:38 hs.

Operaciones de la Task Force

Grupo 1: Desde las 06:00 el HMS Invincible ordenó despegar a PAC, con la intención de interceptar a los cazas argentinos que arribaran. A partir de las 13:00 destacó una flotilla, compuesta por 2 fragatas F 21, la HMS Arrow y otra no identificada como escolta del destructor clase County HMS Glamorgan. La flotilla se ubicó a 10/20 MN al SE de Puerto Argentino y bombardeó el aeródromo.
Grupo 2: (HMS Hermes): desde un área centrada a 95 MN al NE de Puerto Argentino, lanzó a las 07:50, tres escuadrillas de Sea Harrier, doce aviones del Escuadrón Naval 800, que atacaron de la siguiente manera:

08:30 hs a BAM Malvinas (Puerto Argentino)

  • Una escuadrilla de cuatro aviones, indicativo “Red“: LtCdr Ogilvy, LtCdr Batt, LtCdr Thomas, Lt Morell. Atacó desde el NO en “Toss Bombing” (aproximación rasante del avión, con un brusco ascenso a 30º y el lanzamiento de la bomba, seguido de una inversión del rumbo de la aeronave para alejarse del área de impacto), a posiciones de artillería antiaérea con tres bombas de 1.000 lbs cada una.
  • Una escuadrilla de cuatro aviones, indicativo “Black“, compuesta por Lt Andy Auld, LtCdr Mike Blisset, FltLt (RAF) Dave Morgan, FltLt (RAF) Ball y FltLt (RAF) Penfold (nótese tres aviadores RAF de numerales en una escuadrilla de la Royal Navy), dividida en secciones atacó rasante desde el N y NO las instalaciones del aeródromo y la pista, con bombas “Beluga” (bomba racimo) y de 1.000 lb (retardadas con paracaídas). La artillería antiaérea derribó un Sea Harrier y averió a otro, el cual, aparentemente, no alcanzó a llegar a su buque.

08:31 hs a BAM Cóndor (Goose Green)

  • Una escuadrilla de tres aviones, indicativo “Tartan“: LtCdr Frederiksen, Lt Hale y Lt Mc Hars, atacó en rasante con bombas de 1.000 lbs y “Beluga“, la pista y aviones en tierra. Como consecuencia del ataque, un IA-58 Pucará fue destruido. Su piloto, teniente Daniel Jukic falleció junto a los cabos principales Juan Rodríguez y Mario Duarte y los cabos primeros José Maldonado, Agustín Montaño, Andrés Brashich, Miguel Carrizo y José Luis Peralta.
Imagen de previsualización de YouTube

Credito video: manci43.

La primera orden de ataque

El comando de la FAS, informado del ataque enemigo, apreció correctamente, que se producirían nuevas incursiones aéreas, sobre objetivos terrestres en Malvinas (radares y otras posiciones defensivas en Puerto Argentino), por parte de la aviación de la Task Force. Se asumió que los portaaviones se mantendrían lo suficientemente alejados al Este, fuera del radio de acción de los cazabombarderos. Por ello, se había concebido el empleo de interceptores Mirage III y M-5 Dagger en tareas de sombrilla aérea sobre los blanco propios.
Antes del amanecer se ordenó a las BAM Río Gallegos, Río Grande y San Julián que, en distintos grados de apresto, se pusieran en alerta secciones armadas con misiles aire-aire Magic / Matra / Shaffrir y cañones, esperando órdenes para entrar en acción.
La primera Orden Fragmentaria impartida por la FAS fue la Nº 1090: dos Mirage III, indicativo “Fiera“, misión: cobertura Puerto Argentino, armamento: dos misiles Magic. Esta escuadrilla despegó a las 06:40 hs. Tripulantes: Mayor José Sánchez, Capitán Marcos Czerwinski, preludiando nuestro bautismo de fuego. Pasadas las 07:30, sobrevolaban Puerto Argentino, sin encontrar actividad aérea enemiga. En realidad, había dos aviones del portaaviones HMS Invincible en el aire, en PAC (E y NE de Puerto Argentino), pero no se advirtieron mutuamente. Aterrizaron en Río Gallegos, a las 08:38 hs.

Operaciones de la Task Force

  • Grupo 1: Desde las 06:00 el HMS Invincible ordenó despegar a PAC, con la intención de interceptar a los cazas argentinos que arribaran. A partir de las 13:00 destacó una flotilla, compuesta por 2 fragatas F 21, la HMS Arrow y otra no identificada como escolta del destructor clase County HMS Glamorgan. La flotilla se ubicó a 10/20 MN al SE de Puerto Argentino y bombardeó el aeródromo.
     
  • Grupo 2: (HMS Hermes): desde un área centrada a 95 MN al NE de Puerto Argentino, lanzó a las 07:50, tres escuadrillas de Sea Harrier, doce aviones del Escuadrón Naval 800, que atacaron de la siguiente manera:
     

08:30 hs a BAM Malvinas (Puerto Argentino)

Una escuadrilla de cuatro aviones, indicativo “Red“: LtCdr Ogilvy, LtCdr Batt, LtCdr Thomas, Lt Morell. Atacó desde el NO en “Toss Bombing” (aproximación rasante del avión, con un brusco ascenso a 30º y el lanzamiento de la bomba, seguido de una inversión del rumbo de la aeronave para alejarse del área de impacto), a posiciones de artillería antiaérea con tres bombas de 1.000 lbs cada una.
Una escuadrilla de cuatro aviones, indicativo “Black“, compuesta por Lt Andy Auld, LtCdr Mike Blisset, FltLt (RAF) Dave Morgan, FltLt (RAF) Ball y FltLt (RAF) Penfold (nótese tres aviadores RAF de numerales en una escuadrilla de la Royal Navy), dividida en secciones atacó rasante desde el N y NO las instalaciones del aeródromo y la pista, con bombas “Beluga” (bomba racimo) y de 1.000 lb (retardadas con paracaídas). La artillería antiaérea derribó un Sea Harrier y averió a otro, el cual, aparentemente, no alcanzó a llegar a su buque.
 

08:31 hs a BAM Cóndor (Goose Green)

  • Una escuadrilla de tres aviones, indicativo “Tartan“: LtCdr Frederiksen, Lt Hale y Lt Mc Hars, atacó en rasante con bombas de 1.000 lbs y “Beluga“, la pista y aviones en tierra. Como consecuencia del ataque, un IA-58 Pucará fue destruido. Su piloto, teniente Daniel Jukic falleció junto a los cabos principales Juan Rodríguez y Mario Duarte y los cabos primeros José Maldonado, Agustín Montaño, Andrés Brashich, Miguel Carrizo y José Luis Peralta.
Imagen de previsualización de YouTube

Las Misiones de Ataque

Las misiones interceptoras relatadas, y las que se describen a continuación, tenían por objeto atraer las PAC británicas, para poder infiltrar nuestras misiones de ataque a objetivos navales.

  • Tres M-5 Dagger, indicativo “Torno“. Misión: ataque a objetivo naval. Tripulación: Capitán Norberto Dimeglio (C-432), Teniente Gustavo Aguirre Faget (C-412) y 1er Teniente César Román (C-407). Armamento: bombas retardas por paracaídas y cañones. Despegaron de San Julián a las 15:45 hs. El C-432 arribó a las 17:25 hs y los otros a las 18:25 hs.

Atacaron a un destructor clase y a dos fragatas. Esta salida fue la de mayor rédito de toda la batalla del 1 de Mayo ya que atacó y averió seriamente a un destructor de gran porte.

El informe de esta misión dice:

… observan tres buques que cambian constantemente el rumbo, formando un triángulo. Se dispararon dos bombas sobre el de la derecha y cañones sobre el del centro y a la izquierda, lográndose comprobar impactos únicamente sobre el barco del centro. Se apreció intención de encerrarse en el círculo con grandes cambios de rumbo, distancias entre 1.000 y 3.000 metros. Unicamente se recibió intenso fuego de artillería antiaérea, lo que un numeral logró evitar disminuyendo el nivel de vuelo.
De acuerdo a fuentes inglesas, los buques eran el destructor HMS Glamorgan y las fragatas HMS Arrow y HMS Alacrity; reconociéndose los siguientes daños:

  • HMS Glamorgan (destructor clase County): daños menores.
  • HMS Alacrity (fragata tipo 21 clase Amazon): rumbo abierto por una bomba que estalló muy cerca, pudo ser reparado.
  • HMS Arrow (fragata tipo 21 clase Amazon): ocho impactos de cañón de 30 mm y un hombre herido.

De acuerdo con los testimonios de quienes observaron desde la costa y del Capitán Giaigischia, que llegaba desde la BAM Cóndor en un helicóptero Chinook trasladando heridos, los buques atacados por la escuadrilla “Torno“, por su gran tamaño y los domos característicos del radar, eran un destructor tipo Sheffield u otro parecido y dos fragatas. Después del ataque, la flotilla comenzó a alejarse. El destructor estaba seriamente averiado, una densa columna de humo, negra primero y blanca después, salía de su cubierta una hora después.
Durante la noche se visualizó una gran explosión hacia el rumbo en que se habían alejado.

  • Dos A-4C Skyhawk. Misión: sombrilla aérea. Tripulación: Teniente Néstor López (C-303) y 1er Teniente Daniel Manzotti (C-310). Despegó de San Julián a las 14:00 hs y arribó a las 15:00 hs.
  • Dos A-4C Skyhawk, indicativo “Pampa“. Misión: reconocimiento ofensivo y sombrilla aérea. Tripulación: Capitán Eduardo Almoño (C-322) y Alférez Carlos Codrington (C-325). Armamento: misiles Shaffrir. Despegaron de San Julián a las 15:20 hs. El avión guía, informado de la presencia de PAC y con fallas del VHF y trasvase del tanque izquierdo, regresó. Arribaron a las 17:20 hs.
  • Dos M-5 Dagger, indicativo “Fortín“. Misión: sombrilla aérea. Armamento: misiles Shaffrir. Tripulación: Capitán Guillermo Donadille (C-403) y 1er Teniente Jorge Senn (C-421). Despegaron de San Julián a las 16:00 hs sin recibir tarea y arribaron a las 18:40 hs.

La tarea de los “Fortín” consistió en efectuar una cobertura del escape de la escuadrilla “Torno“, luego de atacar ésta a los buques británicos que amenazaban a la BAM Malvinas El despegue se ejecutó normalmente, sobre el mar y con rumbo hacia las islas. El jefe de sección, Capitán Donadille, ordenó efectuar el control de los cañones mediante una breve ráfaga; los del guía no funcionaban. Evaluada la situación se decidió continuar. Se realizó la navegación normalmente. Arribó a la zona asignada por el control radar Malvinas y esperó sobre la Gran Malvina a 30.000 pies (9.000 m).
Mientras esperaban, el Capitán García Cuerva y el 1er Teniente Perona escucharon las comunicaciones de la sección “Dardo“. Luego de unos quince minutos escucharon a los “Torno” regresando en forma individual. El numeral “Torno 3” comenzó a tener problemas de recepción, por lo que no pudo saber que dos aviones ingleses se dirigían a interceptarlos. Mientras sus compañeros buscaban el rasante, él continuó alejándose con nivel 250 (7.500 mts).
A través del radar, el CIC Malvinas envió a la sección “Fortín” para interponerse entre los Dagger y los Harrier. Los “Fortín” eyectaron los tanques suplementarios de 1.300 litros y aceleraron a 1.4 de mach. Así se formó una columna, en donde el primero era el “Torno 3“, tres millas detrás venía una sección de Harrier y a dos millas los “Fortín“. El último rumbo de interceptación que recordó el Capitán Donadille fue 320º, que los ubicaba con el sol totalmente de frente, razón por la cual sus misiles Shaffrir quedaron enganchados en él, lo que agregó preocupación al “Fortín 1” por no tener los cañones en servicio. Sin embargo, todos estos inconvenientes no los conocían los británicos quienes abandonaron la persecución advertidos, seguramente, de la presencia de interceptores argentinos a través del radar que guiaba su interceptación. Otra acción de combate aéreo exitosa, pero sin derribos.

  • Dos Mirage III, indicativo “Buitre“. Misión: cobertura y sombrilla aérea. Tripulación: Capitán Raúl Gambandé (I-016) y 1er Teniente Roberto Yebra (I-014). Armamento: misiles Magic. Despegaron de Río Gallegos a las 15:50 hs y arribaron a las 17:40 hs.
  • Dos Mirage III, indicativo “Dardo“. Misión: cobertura. Tripulación: Capitán Gustavo García Cuerva (I-019) y 1er Teniente Carlos Perona (I-015). Armamento: misiles Magic. Despegaron de Río Gallegos a las 15:45 hs
    • Un M-5 Dagger, indicativo “Rubio“. Tripulación: 1er Teniente José Ardiles (C-433) y Capitán Carlos Rohde, como jefe de sección. Armamento: cañón de 30 mm y dos Shaffrir. Despegó de Río Grande a las 15:54 hs.
    • Tres Canberra MK 62, indicativo “Ruta“. Misión: buques Bahía Anunciación. Tripulación: Capitán Juan Nogueira, Capitán Raúl Sánchez (B-105), Capitán Eduardo Rodino, 1er Teniente Armando Dubroca (B-108), 1er Teniente Ernesto Lozano y Teniente Ernesto Cooke (B-109). Armamento: bombas MK-17. Despegaron de Trelew a las 16:05 hs.
    • Tres Canberra MK 62, indicativo “Rifle“. Misión: buques Bahía Anunciación. Tripulación Nº 1: Capitán Alberto Balgorrí y Mayor Enrique Rodeyro (B-102); No 2: 1er Teniente Mario González y 1er Teniente Eduardo De lbáñez (B-110); Nº 3: Capitán Eduardo García Puebla y 1er Teniente Jorge Segat (B-104). Armamento: cuatro bombas de 1.000 lbs cada una. Despegaron de Trelew a las 16:20 hs.
    • Cuatro A-4B Skyhawk, indicativo “Trueno“. Misión: ataque a objetivo naval. Tripulación: Capitán Pablo Carballo (C-215), Teniente Carlos Rinke (C-212), 1er Teniente Carlos Cachón (C-225) y Alférez Leonardo Carmona (C-240). Armamento: tres bombas retardadas por paracaídas. Despegaron de Río Gallegos a las 16:00 hs.
    • Dos A-4B Skyhawk, indicativo “Foca“. Misión: ataque a objetivo naval. Tripulación: Capitán Carlos Varela y Teniente Mario Roca. Armamento: tres bombas retardadas por paracaídas. Despegaron de Río Gallegos, a las 16:29 hs; regresaron al ser interceptados por una PAC británica, porque no iban con el armamento apto para el combate aire/aire.
    • Tres A-4C Skyhawk, indicativo “Lana“. Misión: buques Bahía Anunciación. Tripulación: Capitán Jorge García, Teniente Jorge Casco, Alférez Gerardo Isaac y Teniente Jorge Farías. Armamento: dos bombas retardadas por paracaídas. Despegaron de San Julián a las 16:30 hs. Fue dificultoso el enlace con el radar Malvinas, por el intenso tráfico aéreo. El CIC Malvinas les informó que tenían interceptores a la cola y ordenó abortar la misión. Aterrizaron a las 18:30 hs.

Esta tripulación realizaba la segunda salida del día y fue la primera que recibió fuego de una PAC británica.
Ambos aviones eyectaron tanques y se trabaron en combate sobre la isla Borbón. García Cuerva vio el misil arrojado sobre Perona y le gritó: “Le lanzaron un misil, ¡cierre, cierre!”, pero el misil lo alcanzó. Perona se eyectó y posteriormente fue recuperado. Luego del encuentro, durante largos minutos, el radar del CIC Malvinas perdió el contacto con el Capitán García Cuerva. Al cabo de ese tiempo, ya sin combustible para regresar al continente, el piloto tenía dos alternativas: eyectarse sobre las islas y perder el avión o intentar el aterrizaje en la pista de Malvinas. García Cuerva eligió aterrizar y lo comunicó por VHF al radar y éste al CIC. Cuando se recibió el pedido, se le ordenó volar hacia el norte del aeródromo y eyectarse, ya que era prácticamente imposible coordinar el alto el fuego debido a la variedad de escuadrillas que operaban en la zona, al bombardeo naval y a las interferencias que, en ocasiones, imposibilitaban una comunicación adecuada. Pero él insistió. Ante lo inevitable, el CIC Malvinas ordenó el “alto el fuego”.
El cumplimiento de esta consigna demandaba una excelente coordinación entre el CIC Malvinas y el Puesto de Comando de las baterías antiaéreas de las tres fuerzas que defendían Puerto Argentino y la BAM Malvinas. Lamentablemente, los hombres a cargo de la defensa aérea de las tres Fuerzas Armadas argentinas, carentes de una doctrina conjunta de procedimiento y sin haber realizado jamás en su historia una ejercitación de esa naturaleza, pese a haber previsto la contingencia y adoptado una serie de medidas en los escasos 20 días de preparación disponibles, no lograron hacer acatar el alto el fuego, máxime cuando había buques bombardeando la pista y subsistía el grado de desorganización producido por los ataques aéreos previos. García Cuerva fue abatido en la fase final por cañones antiaéreos argentinos controlados por radar. El piloto no logró eyectarse.
El Fl Lt RAF Paul Barton derribó al 1er Teniente Perona y el Lt RN Steve Thomas combatió contra el Capitán García Cuerva.
En los quince minutos que mediaron entre el combate y su solicitud de aterrizaje, algunas versiones afirman que García Cuerva avistó al Hermes donde, en ese momento, un Sea Harrier se aprestaba a aterrizar. El argentino lo habría atacado con sus cañones, haciéndolo rebotar dos veces sobre la cubierta del portaaviones, romper el elevador y caer al mar. Luego ametralló el puente causando averías menores (Pierre Clostermann, “Le Grand Cirque des Malouines” Paris Match).
El 1er Teniente Ardiles formaba parte de la sección del Capitán Rohde que debió quedarse en tierra por fallas técnicas. Ardiles continuó solo hacia Malvinas. Al llegar, estableció enlace con el CIC Malvinas y fue guiado para interceptar a un supuesto Harrier. Justo antes del cruce, el eco británico se dividió en dos, resultando ser dos aviones de una PAC integrada por el Fl Lt RAF Tony Penfold y Lt Cdr RN Martin Hale. A pesar de la desventaja, Ardiles ganó primero la cola de uno de los enemigos y disparó su misil que, por las inferiores características, no alcanzó al blanco. Sin advertir que el otro Harrier le había disparado un Sidewinder, fue derribado sin que pudiera eyectarse. Fueron testigos oculares los Capitanes Ricardo Grünert, Roberto Vila y el 1er Teniente Ricardo Fasani, tripulantes de Pucará en la BAM Cóndor. Era el cuarto piloto caído el día del bautismo de fuego de la Fuerza Aérea.
Alrededor de las 15:00 hs, la FAS había actualizado en su carta la ubicación del enemigo, algunos blancos dentro de su radio de acción y tenía en claro las intenciones de desembarcar y ablandar con fuego naval las posiciones argentinas. Lanzó al ataque todos los aviones disponibles, incluyendo los bombarderos livianos Canberra MK 62 basados en Trelew.
Fueron interceptados próximos al objetivo (avistaron al Invincible) por dos Sea Harrier. Evadieron y regresaron, uno (B-108) a Puerto Deseado a las 18:30 hs con averías; los otros dos a Trelew a las 19:30 hs.
Esta escuadrilla, inmediatamente detrás de la anterior, también fue interceptada por los Sea Harrier de  Broadwater y  Curtiss. Este último, impactó con un misil Sidewinder en el Nº 2. El Canberra se estrelló en el océano. Sus tripulantes se eyectaron pero no pudieron ser rescatados. Sin posibilidades de defenderse en el aire, los otros dos aviones regresaron, aterrizando en Trelew a las 19:20 hs.
Esta escuadrilla, después de reabastecerse en vuelo, siguió rasante a Malvinas donde atacó a un buque, al sur de bahía Enriqueta, entre Puerto Argentino y la isla de Bouganville, con bombas y cañones. No reparó que se trataba de un buque argentino, el ELMA Formosa. Afortunadamente, esa bomba no explotó. Aterrizó a las 19:30 hs.
En misión de cobertura de estas escuadrillas, partieron tres A-4B. Tripulación: 1er Teniente Mariano Velasco (C-206), Teniente Carlos Ossés (C-246) y 1er Teniente Héctor Sánchez (C-209). Despegaron de Río Gallegos a las 16:30 hs. Sin blancos adecuados disponibles, el CIC Malvinas les ordenó regresar. Arribaron a las 18:00 hs (el último regresó por desperfectos a las 17:00 hs).

En el siguiente video van a escuchar a Pablo Carballo en donde se destaca el relato del ataque por error al ELMA “Formosa”.

Imagen de previsualización de YouTube

Crédito video: Hernan56th.

Balance del día

Se concretaron 58 salidas de combate:
3 aviones derribados. 2 tripulantes fallecidos, 1 recuperado.
1 avión, derribado por la artillería propia, piloto fallecido.
2 aviones regresaron por inconvenientes técnicos.
5 aviones regresaron por ser interceptados.
El componente aéreo del Comando Conjunto Malvinas, al mando del brigadier Castellano, había sobrellevado también un intenso día de operaciones, participando así del bautismo de fuego de la Fuerza Aérea Argentina.

Análisis de las operaciones

Respecto al accionar enemigo

Si observamos los objetivos operacionales que se había fijado el mando británico para esta batalla y analizamos los que realmente se alcanzaron, podemos afirmar que:

  • El comando aéreo estratégico de la RAF no neutralizó el aeródromo Malvinas (ataque Vulcan), aunque sí dañó el edificio del aeropuerto y destruyó un galpón de la Aviación Naval, además de impactar la pista con una bomba de las 18 MK 17 arrojadas que produjo un orificio de quince metros de diámetro en el borde sur.
  • La Task Force, a cargo del Almirante Woodward,:
    • no neutralizó los aeródromos atacados, aunque sí destruyó en tierra un IA-58 Pucará, un Aermacchi MB-339 y un Skyvan 3M;
    • no pudo evitar los ataques de la aviación argentina que, en su gran mayoría, alcanzaron el objetivo, si bien logró derribar tres aviones misiles AIM-9L;
    • fue disuadido de intentar un desembarco anfibio o helitransportado. Sólo logró infiltrar elementos de comando en las islas; que le serían de utilidad para futuras operaciones.

Pérdidas británicas

En la batalla del 1º de mayo, la Task Force sufrió las siguientes pérdidas:

  • Un destructor clase County o Sheffield D 42, seriamente dañado, probablemente hundido en la noche.
  • Dos fragatas clase Amazon (tipo 21), HMS Arrow y HMS Glamorgan dañadas.
  • Un Sea Harrier derribado (probablemente Lt Cdr G. W. Batt) y otro averiado.
     

Influencia de los resultados en las operaciones posteriores

Las acciones británicas contra las posiciones en Malvinas, demostraron a su conducción:

  • que las fuerzas argentinas en las islas y la FAS (desde el continente), estaban decididas a luchar enérgicamente para defender el objetivo;
  • que las defensas argentinas (especialmente en Puerto Argentino, BAM Malvinas), eran poderosas, sobre todo la artillería antiaérea y la aviación táctica (IA-58 Pucará y Aermacchi MB-339), con base en las islas;
  • que las unidades aéreas de la FAS, en un porcentaje muy alto, habían penetrado su sofisticado y confiable sistema antiaéreo defensivo.

Ante estos sucesos el mando británico resolvió:

  • retirar su grupo de batalla y demás buques principales de la flota hacia el Este, a una distancia tal que le asegurara estar fuera del alcance diurno de nuestros cazabombarderos;
  • aproximar en horas de la noche, cuando la FAS no podía atacar objetivos navales, buques de ataque para hostigar nuestras defensas con fuego naval;
  • permitir a los elementos infiltrados reunir información del dispositivo argentino;
  • requerir refuerzo navales, aeronavales (incluidas las unidades de la RAF) y terrestres a su comando superior en Northwood.

Respecto del accionar de la FAA

La FAA, pese a operar al límite de su radio de acción y con malas condiciones meteorológicas en sus bases continentales:

  • había negado al enemigo su objetivo de lograr la superioridad aérea local;
  • había efectuado interdicción táctica aeromarítima real en nuestras Malvinas sobre una poderosa flota naval, poseedora de la elevada tecnología militar de la OTAN;
  • y había detectado, agudamente, las debilidades del enemigo, especialmente su deficiente alerta temprana, circunstancia que aprovecharía en futuras batallas.
     

Sus pérdidas

Pero, al mismo tiempo, la FAA cobraba conciencia de sus deficiencias operativas y contabilizaba:

- cuatro pilotos fallecidos (uno en tierra).
- un navegador fallecido.
- siete suboficiales fallecidos.
- dos soldados fallecidos.
- cuatro aviones derribados.
- un avión de combate destruido en Darwin.
- destrucción de un vehículo utilizado como equipo de control aéreo en Sapper Hill, por fuego británico.