Video: funcionamiento del sistema de defensa móvil misilístico “Iron Dome”

Diseñado por la empresa Rafael Advanced Defense Systems (Israel).

EN FOCO.

– Algunos detalles técnicos del sistema.

Cúpula de Hierro (en hebreo: כִּפַּת בַּרְזֶל‎, kipat Barzel y en términos anglosajones Iron Dome o Iron Cap1 ) se trata de un sistema de misiles diseñado para interceptar y destruir cohetes de corto alcance y proyectiles artilleros lanzados desde una distancia de 4 a 70 kilómetros.
Este sistema es utilizado por el Estado de Israel, quien prevé a medio plazo aumentar el alcance efectivo de los misiles de 70 a 250 kilómetros y aumentar su versatilidad, como la capacidad de interceptar misiles provenientes de múltiples direcciones. El sistema fue creado como respuesta defensiva a la amenaza sobre la población israelí de la caída de cohetes procedentes de las fronteras norte y sur. Es también pionero en el uso del sistema SPYDER.
La “Cúpula de Hierro” fue declarada operativa y desplegada el 27 de marzo de 2011 cerca de Beersheba.4 El 7 de abril el sistema interceptó con éxito un primer misil Grad lanzado desde la franja de Gaza. El 10 de mayo el Jerusalem Post publicó que el sistema había derribado el 90% de los misiles lanzados hacia Israel. En noviembre ya habían sido interceptados más de 400 cohetes. El Iron Dome también es capaz de interceptar aeronaves a una altitud máxima de 10.000 metros, por lo cual está considerado uno de los mejores escudos de misiles operativos.

Fuente: Wikipedia.

– Por la escalada de la crisis siria, en la que se terminarán implicando los Estados Unidos, Israel anunció el último 30 de agosto, el despliegue de los sistemas “Iron Dome”.

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, declaró que Israel ha desplegado sus sistemas de intercepción antimisiles ante la perspectiva de desbordamientos en caso de intervención militar extranjera en Siria.
“A pesar de una débil implicación de Israel en el caso sirio, hemos decidido desplegar baterías (del sistema antimisiles) Iron Dome, así como de otros sistemas de interceptación”, declaró Netanyahu, citado en un comunicado de sus servicios.
“No estamos implicados en la guerra en Siria. Pero repito que si alguien trata de causar daño a los ciudadanos israelíes, Tsahal (el ejército israelí) responderá con fuerza”, advirtió.
En un mensaje de tranquilidad, Netanyahu reiteró que la población israelí “no tiene ningún motivo para cambiar sus costumbres”.
Estas declaraciones hacen eco a las pronunciadas anteriormetne este jueves por el presidente israelí, Shimon Peres, quien afirmó que Israel no está implicado en los eventos en Siria, aunque precisó que en caso de amenaza, el Estado hebreo responderá “con toda su fuerza”. “Israel no está, y no ha estado jamás, implicado en los combates en Siria, pero si alguien intenta hacernos daño, responderemos con todas nuestras fuerzas”, advirtió el presidente en un comunicado.
“Israel tiene un ejército fuerte, moderno y poderoso y un sistema de defensa que nunca había sido tan avanzado”, añadió Peres, que precisó que para él, la situación en Siria no es un “incidente local”, sino un “crimen contra la humanidad”.
“Israel no está, y no ha estado jamás, implicado en los combates en Siria, pero si alguien intenta hacernos daño, responderemos con toda nuestras fuerzas”, advirtió el presidente en un comunicado.
Desde hace varios días, Israel se prepara para hacer frente a eventuales repercusiones en su frontera norte en caso de una intervención extranjera en Siria. En la zona, ha desplegado tanques y armamento pesado, a la vez que convocó a reservistas ante la emergencia de un ataque externo.
Pero, al igual que sus dirigentes, la prensa israelí se hacía eco también de un llamado a la calma ayer y el eslogan “Keep calm and carry on” (“Manténganse tranquilos y continúen”) aparecía en primera plana del Jerusalem Post.

Fuente: agencias.